Libros que hay que leer: "Antes de los años terribles"

Libros que hay que leer: “Antes de los años terribles”

Libros que hay que leer: "Antes de los años terribles"

La publicación de una nueva novela de Víctor del Árbol es, para mí, uno de los más esperados acontecimientos literarios.

Desde que lo descubrí con “La tristeza del samurái”, se ha convertido en uno de mis autores favoritos. Un autor cuyas letras me hacen sentir y, aunque sé que me espera una historia dura, también sé que voy a disfrutar de una gran lectura. Como así ha sido de nuevo

Ficha técnica

Editorial: Destino
Páginas: 464
ISBN: 978-84-233-5571-6

Sinopsis

«Antes de los años terribles yo era un niño feliz en ese lugar. La felicidad parecía el estado natural de la vida, algo tan obvio como que cada mañana salía el sol. Los primeros rayos de luz se colaban entre las ramas de palma del techo aquella mañana en la que todo empezó a cambiar.»

La vida de Isaías volvió a empezar el día que llegó a Barcelona siendo un muchacho y dejó atrás su mundo. Después de mucho tiempo ha construido una nueva vida junto a su pareja, mientras intenta abrirse camino con un negocio de restauración de bicicletas.

Todo cambia el día que recibe la visita de Emmanuel, un antiguo conocido que lo convence para que regrese a Uganda y participe en un encuentro sobre la reconciliación histórica de su país.

Aceptar esa propuesta hará resurgir un pasado que Isaías creía haber dejado atrás. Se verá forzado a enfrentarse al niño que fue, mirarlo a los ojos sin concesiones y perdonarse a sí mismo, si quiere seguir adelante con su vida y no perder a su mujer, que pronto, y de la peor manera, descubrirá una terrible verdad: no siempre lo conocemos todo de aquellos a quienes amamos.

Cuando se ha llegado demasiado lejos, huir no es una opción.

Impresiones

Isaías viven en Barcelona arreglando bicicletas. No siempre fue así: nació y vivió en Uganda y fue uno de esos “niños de la guerra”.

Nunca ha pensado en volver a Uganda, no guarda ningún grato recuerdo de su país. Pero un antiguo compañero de su pueblo acude a Barcelona para proponerle participar en una conferencia sobre aquellos años, los años terribles.  Tras mucho sopesarlo, decide ir junto a su mujer, embarazada de su primer hijo.

Pero en Uganda deberá enfrentarse a sus fantasmas. Y no todos están muertos.

La historia está narrada en dos tiempos. Por una parte, el momento actual en el que Isaías viajará de Barcelona a Uganda para dar la conferencia y donde le pasarán muchas cosas.

Por otra, el pasado: antes de los años terribles. Isaías recordará como, hasta los 12 años, era un niño feliz que vivía junto a sus padres, su hermana mayor y su querido hermano pequeño. Eran pobres pero felices.

Y él estaba medio enamorado de su mejor amiga, Lawino. Pero entonces vinieron “ellos”, arrasaron el pueblo y su vida cambió para siempre

A partir de aquí, en esta parte del pasado, Isaías nos irá contando cómo fue secuestrado por el “Ejército de Resistencia del Señor” y como fue durante años, hasta que pudo huir a España, un “niño soldado”.

Como se imaginarán, esta parte del pasado está llena de escenas durísimas. Tanto más cuanto que son protagonizadas por niños. Es, al mismo tiempo, una parte muy interesante; yo diría que imprescindible porque nos hace partícipes de esa situación tan cruel de niños que son obligados a luchar en guerras.

Una realidad que conocemos, que ha existido y que existe, pero que la vemos como muy lejana. Víctor nos la acerca para que la vivamos de primera mano, en el cuerpo, la cabeza y el corazón de uno de esos niños, Isaías.

Con él asistiremos al lavado de cerebro que les hacen, a la injusticia de una vida peleando, a las barbaridades que sufren y que al mismo tiempo cometen. Hay escenas muy duras que nos harán sufrir. Pero alguien tenía que contarlo

La parte del pasado y la del presente se van alternando en la narración porque, obviamente, todo va a estar relacionado y lo que pasó entonces va a influir en el presente de Isaías una vez que se encuentre en Uganda.

Dicen que el pasado siempre vuelve y que nunca se corre demasiado rápido como para poder escapar de él; eso es justo lo que le pasa a nuestro protagonista.

La novela está inspirada en hechos reales. Ese ejército de resistencia del Señor existió. Fue liderado por Joseph Kony (uno de los personajes a los que constantemente se hace referencia en la novela) y fue el culpable del secuestro de más de 40.000 niños. Isaías bien pudo ser uno de ellos

Los personajes están caracterizados a la perfección. Desde el protagonista Isaías a quien vamos a conocer como niño y como hombre, hasta a su novia Lucía, su amor de juventud Lawino, o los malos malísimos: Joseph Kony, El Evangelista y Christian MF

“Antes de los años terribles” es una novela un tanto diferente a las demás novelas que ha escrito Víctor del Árbol. Obviamente, por el escenario en el que se desarrolla y por la temática que aborda: la de los niños soldados.

Pero también en otros aspectos de índole narrativa. Por ejemplo, en la mayoría de sus novelas hay varias tramas interrelacionadas, con más o menos presencia y fuerza. En ésta hay una sola aunque, eso sí, se cuenta en dos tiempos. Quizás por eso, es una historia más “desnuda” que otras, que va directa al cogollo sin adornarla con ornatos (in)necesarios. Y, en mi opinión, también es menos dura.

Es dura, no lo voy a negar; pero otras de sus novelas (sobre todo las primeras) me parecieron mucho más duras. En muchas de ellas tenía que parar y dejar la lectura para otro día porque me dolían tanto que me era imposible continuar. En esta no me ha pasado nada parecido

Conclusión final

Como no podía ser de otra manera, Víctor del Árbol me ha vuelto a convencer. “Antes de los años terribles” es una novela muy bien escrita, que se lee con sumo gusto. Una historia dura que debía ser contada.

 

Ver fuente

Arte Cultural